lunes, 3 de febrero de 2014

Campesinos de Cojedes denuncian muerte de 3 mil chigüires (+Fotos)


http://www.correodelorinoco.gob.ve/impacto/campesinos-cojedes-denuncian-muerte-3-mil-chiguires-fotos/

En Hato Piñero por fallas de bombeo

1 febrero 2014 | 10 Comentarios

Un conjunto de cinco bombas que suministraban el agua se dañaron o fueron retiradas por lo que el humedal, de unas 600 hectáreas de extensión, se secó
Hasta 3 mil chigüires criados en el Hato Piñero, en el occidental estado Cojedes de Venezuela, perecieron por hambre o por la acción de cazadores furtivos luego de que las lagunas donde habitaban se secaran debido a que las bombas que les suministraban el agua desde un río aledaño dejaron de funcionar durante la temporada seca del año 2013, según un informe elaborado por campesinos de la población de El Baúl el pasado jueves 23.
El hato es un gigantesco latifundio ubicado en el sur de Cojedes, expropiado por el gobierno venezolano en 2005, y que desde entonces ha sido manejado por empresas estatales sin arrojar resultados positivos.
La información fue ratificada este sábado por Florencio Jiménez, integrante del movimiento campesino José Rafael Nieves, durante una entrevista telefónica en el programa Las Vainas Son Verdes, que se transmite por la estatal Radio Nacional de Venezuela (RNV).
Jiménez explicó que los chigüires se criaban en un conjunto de lagunas y caños formadas como una represa por el llamado “tapón de Quintinero” y que debe ser alimentado con agua bombeada desde el río Cojedes.
Sin embargo un conjunto de cinco bombas que suministraban el agua se dañaron o fueron retiradas por lo que el humedal, de unas 600 hectáreas de extensión, se secó.
Las bombas que llevaban agua del río no están en su sitio
Eso causó la muerte, por inanición, de unos 500 animales mientras que el resto, entre 2 mil 500 y 3 mil, emigraron hacia la costa del río Cojedes, donde fueron presa de cazadores furtivos.
La comunicación destaca también que durante la Semana Santa de 2013 la empresa filial de la estatal Corporación Venezolana de Alimentos (CVAL), que tiene el manejo del hato, vendió 11 camiones de chiguire salado.
Asimismo menciona la existencia de un equipo de vigilancia o campo-volantes (un mecanismo de autodefensa propio del latifundio) integrado por hombres traídos de la Guajira, quienes les disparan frecuentemente a los pescadores del río Cojedes.
El grupo que elaboró el informe reúne a familias organizadas en cerca de 20 colectivos, constituidos en consejos campesinos y unidades de producción, que han impulsado una propuesta para asumir integralmente el manejo del hato de unas 75 mil hectáreas (equivalente a la superficie de la capital venezolana).
Áreas de potreros incendiadas



--

Lic. Diana Liz Duque Sandoval
Postgrado en Ecologia
Facultad de Ciencias
Universidad Central de Venezuela

-- 

No hay comentarios: