jueves, 6 de noviembre de 2008

MENOS CONTAMINACIÓN PLÁSTICA PARA VENEZUELA



Una buena oportunidad para comenzar la campaña de concienciación ecológica es la nueva distribución del vaso de leche escolar gratuito que se realizará en bolsas plásticas. Ya que un minuto para tomar el vaso de leche, versus 150 años para que se degrade el embase contenedor, no tiene sentido para nuestro planeta.


Marcial Barrios


La seriedad con la que algunos países latinoamericanos confrontan el problema de la contaminación ambiental es sorprendente. Puede verse hoy en día, en algunos centros comerciales de Colombia, Brasil y Chile; como algunas cadenas comerciales están propiciando la conservación del ambiente mediante el uso de bolsas plásticas biodegradables, así como campañas de reciclaje y consumo más consciente.
Es importante destacar que las nuevas tecnologías logran biodegradar las bolsas plásticas y a su vez tienen el compromiso de convertirse en substancias que ya existan en la naturaleza, con la finalidad, no solo de “desaparecer de la vista” la bolsa, sino asegurarse que esos micro elementos no se conviertan en tóxicos invisibles que deambulen por nuestro planeta.
En Venezuela, una buena oportunidad para comenzar la campaña de acción ecológica, es la nueva distribución del vaso de leche escolar que se realizará en bolsas plásticas, donde se debe incitar a las fabricas de bolsas plásticas, a añadir los compuestos necesarios para que el empaque donde va la leche sea biodegradable, ya que un minuto para tomar el vaso de leche versus 150 años para que se degrade el embase contenedor; no tiene sentido para nuestro planeta. De igual importancias es que la población se eduque en el tema para no permitir que las empresas privadas o públicas sigan utilizando un medio de contaminación para la distribución de cualquier elemento de propaganda o publicidad.
Ya existe la tecnología para que no sigamos creando basura que termina en los mares, ríos, lagos, y cualquier lugar del planeta. Es responsabilidad de todos (art. 127 de la CRBV) “preservar el ambiente para generaciones futuras”. Ya se habla que en el Océano Pacífico existe una isla del tamaño de Venezuela formada de puros desechos plásticos que hemos dejado llegar al mar. Y digo hemos; porque si se acercan a las costas donde desemboca el río principal de su ciudad, podrán encontrar un panorama de contaminación que lejos de desalentarnos, debe impulsarnos a convertirnos en multiplicadores de una civilización de venezolanos que no solamente hablen de lo bonito de nuestra tierra y sus maravillas, sino que logremos formar militantes de un pensamiento saneador.
Desde este ámbito ambientalista, el Movimiento Ecológico de Venezuela ha propuesto un anteproyecto de ley que será entregado en el mes de noviembre con la finalidad de incentivar el pensamiento que busque una Venezuela limpia combatiendo el uso de bolsas plásticas no biodegradables.
¡Patriota es quien no contamina su tierra!



Foto:

http://www.google.co.ve/imgres?imgurl=http://www.inhabitat.com/wp-content/uploads/plastic-bags-in-china.jpg&imgrefurl=http://patitus.wordpress.com/2008/02/08/madre-tierra-news/&h=284&w=537&sz=93&tbnid=GPYqxNJSrOgJ::&tbnh=70&tbnw=132&prev=/images%3Fq%3Dcontaminacion%2Bplastica%2Bfotos&hl=es&usg=__9H3nQ8TD8T-pwXYp-6-8h1uJPXE=&sa=X&oi=image_result&resnum=3&ct=image&cd=1

No hay comentarios: